¿Cómo saber si mi proyecto requiere de una MIA?

 

Según lo que establece la ley general de equilibrio ecológico y protección al ambiente (LGEEPA) las obras y actividades que por sus características, ubicación y acciones a desarrollar causarán impactos negativos graves al ambiente. Como criterios generales, es necesario desarrollar una manifestación de impacto ambiental cuando:

 

  • El proyecto se pretenda desarrollar en un área natural protegida
  • Se desarrollen obras hidráulicas, vías generales de comunicación, oleoductos, gasoductos, carboductos y poliductos
  • Se establezcan industrias de: minería, química, petroquímica, siderúrgica, papelera, azucarera, del cemento, eléctrica y en general industrias de alto impacto
  • Hay aprovechamiento de recursos forestales y de recursos naturales en general
  • Hay actividades pesqueras, acuícolas o agropecuarias que pongan en peligro a los ecosistemas en donde se desarrollarán

 

Sin embargo, es importante que, aunque de inicio, el proyecto no se encuentre en los supuestos mencionados es probable que le corresponda hacer un informe preventivo o en su caso, una manifestación de impacto ambiental de carácter estatal ya que es frecuente que dentro del marco estatal las leyes sean más estrictas y abarquen una lista de actividades mas amplia para desarrollar este estudio.

 

 

¿Cuáles son los documentos que se necesitan para elaborar la MIA?

 

Previo a la elaboración de la MIA, es necesario contar con los documentos que se enuncian a continuación. Una parte muy importante es la descripción del proyecto que es la base para establecer posteriormente el área de impacto y la identificación, jerarquización de los impactos y sus medidas de mitigación que son finalmente los resultados que se obtendrán del estudio.

 

De manera general se requiere de la siguiente información, es probable que en algunos casos no se apliquen todos los requisitos.

 

  • Memorias descriptivas del proyecto
  • Planos del proyecto: arquitectónico, civil, mecánico, eléctrico, topográfico
  • Listado de materiales peligrosos que se utilizarán en las distintas etapas, sus cantidades y sus hojas de seguridad
  • Certificado de uso de suelo de acuerdo con las actividades que se pretenden desarrollar

¿De cuanto tiempo se requiere para su elaboración?

 

Depende de la complejidad del proyecto, es decir, por dar un ejemplo, si se verán afectadas especies se requiere que se de mayor profundidad a los planes de conservación de dichas especies, lo que requiere que el estudio sea más amplio y detallado, lo que resulta en un tiempo mas extenso para su elaboración.

 

Según nuestra experiencia la elaboración de la MIA se lleva a cabo entre 20 a 40 días hábiles.

 

 

¿Hay que pagar para realizar el trámite del resolutivo ante la secretaría correspondiente?

 

Si, se requiere el pago de derechos para la recepción, evaluación y resolutivo de la MIA. El costo de este pago varía ampliamente, depende de la magnitud del proyecto.

 

 

¿Qué ocurre cuando se obtiene un resolutivo no favorable?

 

De manera inmediata, se resuelve que el proyecto no es viable ambientalmente hablando porque causará daños irreversibles al ecosistema en donde se desarrollará por lo que no se autoriza su ejecución.

 

Sin embargo, en el resolutivo se justifica el porque de la decisión, por lo que el promovente (quien pretende ejecutar el proyecto) puede hacer una serie de cambios de raíz al diseño del proyecto con el fin de disminuir los impactos que se ocasionarán al ambiente. Después se puede ingresar nuevamente el estudio con las modificaciones realizadas.

 

Como consultoría ambiental, nos es muy importante hacerles saber que, aunque una MIA cumpla con todos los requisitos técnicos y se hayan utilizado las mejores metodologías para desarrollarla no es una garantía de que el proyecto sea autorizado. Esto puede ocurrir cuando es inminente que el proyecto cause daños graves e irreversibles al ambiente.

 

 

Si ya estoy en fase construcción u operación del proyecto ¿Debo de cumplir con este estudio?

 

Se debe de cumplir porque es una obligación establecida por la LGEEPA. Se recomienda hacerlo inmediatamente si es el caso.

 

 

 

 

 

 

¿Cuáles son las sanciones por no cumplir con esta obligación?

 

El construir y operar obras sin autorización ambiental corresponde a una grave sanción que implica el cierre temporal o definitivo del sitio además de la reparación del daño causado al ambiente.

 

 

Una vez que obtuve el resolutivo favorable ¿Cuál es el paso que sigue?

 

Dentro del resolutivo se establecen cuales son las condicionantes para que el proyecto se lleve a cabo en sus distintas etapas, por lo que es importante supervisar y verificar que durante el desarrollo del proyecto se cumplan con las medidas de mitigación así como las normas oficiales que le apliquen.

Abrir chat
1
Buen día
¿en qué podemos ayudarte?